15.5 C
Santander
lunes, mayo 20, 2024

LA INDEPENDENCIA DE CANTABRIA 

Puigdemont, Otegi, Ortuzar o Junqueras, entre otros, no han alcanzado el sentimiento de independencia de los cántabros. Me refiero a un status consuetudinario logrado a cambio de adoptar una actitud vital, que les confiere un acervo identitario y diferenciador.  

No se trata de una independencia radical, ni mucho menos, es fiel reflejo de la propia idiosincrasia, es moderada y sin relevancia territorial. Podría decir sin temor a equivocarme, que la gran mayoría en Cantabria no busca la independencia, utiliza el desapego. 

Desapego como falta de interés por lo que está ocurriendo en el resto de España. La información publicada en los medios de comunicación regionales sobre los hechos políticos nacionales es escasa, la opinión divulgada sobre la amnistía, los pactos, las prebendas, privilegios o los ataques a la Constitución, almibarada. Otros asuntos interesan más, hoy, día 24 de noviembre a las 19:40 horas, los 5 asuntos más leídos en el diario líder de Cantabria, son: 1. La policía busca testigos de un grave atropello en Valdecilla. 2.Un hippie organizó el atentado contra Vidal Quadras. 3. Los concursales aceleran la liquidación de Phone & Fun. 4. Bedía dimite obligado. 5. El árbol más viral de la Navidad es el de Cartes. 

España no aparece entre los primeros puestos de las preocupaciones cántabras, solo el thriller de Vidal Quadras y el hippie merece cierta atención, creo que por lo llamativo de la imputación de un hippie y lo macabro del caso. 

Desapego también en su acepción de alejamiento, mérito de la orografía cántabra, pero sobre todo de la desatención de los gobiernos de España hacía las infraestructuras que la unirían con el resto del país y Europa. Esta incomunicación física tampoco mueve emociones, cualquier artículo que reivindique la solución definitiva del aislamiento de nuestra región no figurará, ni ha figurado, entre los más leídos. Ellos no nos atienden pues nosotros no les hacemos caso. 

Y desapego, por último, en su significado de desvío. Esto lo hacemos como nadie, para qué hablar con crudeza en público de asuntos que puedan producir conflicto, a pesar de que este sea el motor del discernimiento porque es discutiendo y debatiendo como se busca la verdad. En Cantabria el conflicto o la discusión son de mala educación, por eso no se entiende bien el gran enfado de muchos españoles motivado por los atentados contra la justicia y la unidad nacional y mucho menos se comprende que existan personas diaria y gravemente preocupadas por los efectos del pacto de investidura. Para el cántabro hay otras cosas más cercanas de las que ocuparse. En cualquier caso, si hay que disgustarse y comunicarlo que lo hagan los de Madrid o personas e instituciones de ámbito nacional. No hay que arriesgar la figura pública en sociedad por decir o buscar la verdad. 

El desapego de Cantabria es brillantemente pragmático, porque en pleno siglo XXI perteneciendo a la Unión Europea y Monetaria, a la que España debe más de un billón y medio, con b, de euros (1.500.000.000.000) (asusta ver tantos ceros detrás de un uno y un cinco) es de locos pensar en ser independientes. Así que, lo que toca es recibir los recursos necesarios del Estado, que este nos condone deuda o nos preste si hiciera falta. El resto de los asuntos nacionales deben tratarse con mucha calma y moderación, es decir, como corresponde a personas bien educadas. 

La independencia es un asunto que está trasnochado y ha sido superado por el progreso y el paso del tiempo. Es la hora de una nueva fórmula de trato “el desapego”, tan actual, que se ha extendido a las relaciones personales. ¿O es al revés? 

Puigdemont, Otegi, Ortuzar y Junqueras se han quedado anticuados

Publicidad
spot_imgspot_img

Dejar Comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Si has leído hasta aquí...

... te habrás dado cuenta de que no has tenido que pagar por leer esta noticia, como sí sucede en otros medios de Cantabria. ¿Y eso quiere decir que no necesitamos ayuda?. En absoluto: vuestro apoyo es más necesario que nunca. Porque en CANTABRIA PRESS creemos firmemente que ofrecer la información en abierto es la mejor fórmula para combatir, en estos tiempos confusos que corren., la desinformación.

spot_imgspot_img

Lo último