14.1 C
Santander
lunes, septiembre 26, 2022

Sánchez aprueba la Ley de Memoria con el apoyo de Bildu y la indignación de PP, Vox y Cs en contra

La Ley ha salido adelante con 173 votos a favor, los del PSOE, Unidas Podemos, PNV Bildu, PDeCAT, Más País y Compromís, mientras que en contra han sido 159 votos, los de PP, Vox, Ciudadanos, Junts y la CUP y 14 abstenciones -ERC y el BNG.

La ley de Memoria Democrática ha sido aprobada este jueves gracias al respaldo de EH Bildu, con la indignación y el rechazo de PP, Vox y Ciudadanos en la sesión del Congreso de los Diputados.

Los socios de la coalición, PSOE y Unidas Podemos, han defendido que se trata de un proyecto de ley que protege a «todas» las víctimas, tanto de la guerra civil, la dictadura como «aquellas que lucharon durante la Transición».

Por su parte desde el centro-derecha han criticado que se trata de un texto «sectario y excluyente» y que lo derogarán en cuanto lleguen al Gobierno.

Norma que salió adelante en la Comisión Constitucional, con el respaldo de PSOE, Unidas Podemos, el PNV y Bildu frente al ‘no’ del PP, Vox y Ciudadanos, mientras que Esquerra Republicana optó por la abstención porque los cambios le parecían insuficientes, y así se han posicionado también en la votación de este jueves.

La Nueva Ley de Memoria Democrática ha salido adelante con 173 votos a favor, los del PSOE, Unidas Podemos, PNV Bildu, PDeCAT, Más País y Compromís, mientras que en contra han sido 159 votos, los de PP, Vox, Ciudadanos, Junts y la CUP y 14 abstenciones -ERC y el BNG.

El ministro de Presidencia y Relaciones con las Cortes, Félix Bolaños, ha defendido en la tribuna del Congreso el texto de la norma, que en su opinión «va a hacer más digna nuestra democracia y a nuestro país». Frente a las críticas de la oposición, ha señalado que la ley homenajea a «todas las víctimas de la guerra civil, de un bando y de otro» y «también a todas las víctimas de la dictadura». «El Gobierno está siempre con todas las víctimas, arropándolas», ha dicho, «y no tratando de utilizarlas», como a su juicio hace el PP. 

Para el PP, por su parte, este proyecto de ley es «sectario, excluyente y un ataque a la transición». «La memoria no admite calificativos. A ningún Gobierno le corresponde reabrir recuerdos dolorosos«, ha reivindicado el diputado Jaime Mateu Istúriz, para después preguntar al Ejecutivo cómo tienen «la poca vergüenza» de «pactar con los herederos políticos de ETA». «El Gobierno se sienta atornillado al banco azul, aunque sea el de la indignidad», ha dicho, en opinión al acuerdo con Bildu. Y ha sentenciado que «o se está con las víctimas o contra ellas».

Desde Vox, su diputado Francisco José Contreras ha criticado que la norma «no contempla a las víctimas asesinadas por el frente popular en los años 30» y que el Gobierno «pretende suprimir la pluralidad mediante la imposición por decreto de un relato sectario».

Durante su intervención han abandonado el Hemiciclo los diputados de ERC, Bildu y Podemos después de que Contreras haya asegurado que Salvador Puig Antich, al que habían mencionado los republicanos en su discurso, «fue ejecutado no por ser anarquista sino por haber matado a un policía».

Además, el diputado de Vox ha mostrado en la tribuna una foto de José Calvo Sotelo, ministro durante la dictadura de Primo de Rivera, para denunciar que «fue asesinado por policías socialistas» y que «no cuenta como víctima de esta ley».

«El peor PSOE apuñalando al mejor PSOE», ha comentado el diputado de Ciudadanos Guillermo Gutiérrez, que ha puesto en duda que la ley proteja el recuerdo de aquellas personas que «murieron a manos del totalitarismo». «Depende. Si te mataron los franquistas, sí; si te mató ETA, no», ha señalado.

La diputada de EH Bildu Isabel Pozueta ha dicho que lo que le molesta a la derecha es que la ley «reconozca a las víctimas del franquismo» y, aunque ha destacado avances de la norma, opina que «sigue adoleciendo de una visión crítica del periodo de la Transición y años posteriores». «Aquella Transición ni fue modélica ni trajo la democracia para todos (…) La Transición no acabó con la herencia franquista ni terminó con la vulneración de derechos», ha asegurado.

«Lo que les molesta no es el apoyo de Bildu a esta ley, sino reconocer a las víctimas del franquismo, comprobar que ellos, los vencedores, no van a poder borrar ni la memoria ni la dignidad de las víctimas que la guerra y la dictadura provocó. Lo que les molesta es que la verdad y la justicia vaya a llegar a muchas de las víctimas de una dictadura que anhelan; una dictadura que nunca rechazaron y que aún hoy siguen reivindicando», ha concluido.

Publicidad

Si has leído hasta aquí...

... te habrás dado cuenta de que no has tenido que pagar por leer esta noticia, como sí sucede en otros medios de Cantabria. ¿Y eso quiere decir que no necesitamos ayuda?. En absoluto: vuestro apoyo es más necesario que nunca. Porque en CANTABRIA PRESS creemos firmemente que ofrecer la información en abierto es la mejor fórmula para combatir, en estos tiempos confusos que corren., la desinformación.

Dejar Comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Lo último