14.5 C
Santander
viernes, octubre 22, 2021

Industria ofrece 4,5 millones para coches eléctricos y puntos de recarga

El Plan Move III tiene vigencia hasta 2024, las subvenciones oscilan entre 1.000 y 9.000 euros para particulares y 750 y 5.000 euros para empresas

spot_img

La Consejería de Industria ha lanzado el Plan Moves III para incentivar la compra de vehículos eléctricos y el despliegue de puntos de recarga que cuenta con una dotación de 4,5 millones hasta 2024.

Las ayudas oscilan entre 1.000 y 9.000 euros para particulares y 750 y 5.000 euros para empresas.

El consejero de Industria, Turismo, Innovación, Transporte y Comercio, Javier López Marcano, y la presidenta de ASECOVE, Natalia de los Arcos, han presentado hoy este plan, que cuenta con ayudas directas para fomentar la movilidad eléctrica mediante la compra de vehículos eficientes y el despliegue de la infraestructura para la instalación de puntos de recarga.

La Consejería cuenta con un presupuesto de 4,5 millones de euros hasta 2024 para financiar estas ayudas que oscilan entre 1.000 y 9.000 euros para la adquisición de vehículos eléctricos por parte de particulares, autónomos, comunidades de propietarios y entidades locales; y de entre 750 y 5.000 euros para empresas, en función de la categoría y precio del vehículo y si lleva asociado el achatarramiento de un vehículo antiguo.

En el caso de los puntos de recarga, la intensidad de la ayuda será del 70% del coste subvencionable, mientras que para las empresas será del 40%.

Los vehículos subvencionables son turismos, furgonetas, motocicletas y cuadriciclos eléctricos enchufables y de pila de combustible.

Según ha explicado la presidenta de ASECOVE, el sector pretende conseguir entre un 10 y un 20% de ventas de vehículos eléctricos gracias a estas subvenciones cuyo objetivo último es «mejorar el medio ambiente».

Tanto De los Arcos como el consejero han animado a los ciudadanos y empresas a aprovechar estas ayudas para cambiar sus vehículos actuales por otros más eficientes.

López Marcano ha señalado que este programa, cuyo decreto se publica hoy en el Boletín Oficial de Cantabria (BOC), se une a todo el paquete de acciones que su Consejería tiene en marcha para ayudar a un sector que está atravesando «momentos complicados», tanto por la parte de la distribución como por la parte de los fabricantes de componentes de automoción, que representan el 30% del PIB industrial de Cantabria.

Entre otras acciones, el consejero ha recordado que también están disponibles las ayudas del Plan Renove, que está funcionando «muy bien». En este caso oscilan entre 1.750 y 1.500 euros, con una dotación global de un millón de euros.

PLAN DE CHOQUE

El programa Moves III está vinculado al Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia de España dentro del Fondo de Recuperación Next Generation EU, y forma parte del Plan de choque de movilidad sostenible, segura y conectada.

El programa de ayudas para la adquisición de vehículos eléctricos cuenta con un presupuesto de 2.245.459 euros, y el destinado al despliego de infraestructura de recarga, otro tanto. Además, el Gobierno regional ha destinado otros 300.000 euros para la adquisición de vehículos para renovar su flota.

Esta nueva edición presta un apoyo especial al colectivo de personas con discapacidad y movilidad reducida, a los autónomos del sector del taxi o VTC, o a las que estén empadronadas en municipios de menos de 5.000 habitantes, que tendrán una ayuda adicional del 10%.

Por otro lado, se incrementa la ayuda destinada a la adquisición de furgonetas y motocicletas eléctricas, por considerarse que tienen especial relevancia en la electrificación del reparto urbano de mercancías; se amplía a las motos la elegibilidad de los vehículos de demostración (con menos de 9 meses de antigüedad); así como por achatarramiento de vehículos de más de siete años en las categorías de turismos (M1) y furgonetas (N1) y se introduce esta posibilidad en la categoría de motos y cuadriciclos (L).

Los objetivos del programa son mejorar la eficiencia energética y medioambiental a través de la reducción de las emisiones contaminantes y del consumo de combustibles fósiles con la sustitución de vehículos antiguos por otros nuevos menos contaminantes y más eficientes; y favorecer la generación de empleo y la actividad económica y mejorar la competitividad de las empresas, en un contexto de recuperación económica tras la pandemia.

El achatarramiento de vehículos antiguos, además de ser importante para reducir emisiones y mejorar la seguridad vial, contribuye a cadenas de valor tan diversas como la del aluminio, el acero, el cobre, plásticos, gomas o cauchos, entre otros, en el ámbito de la economía circular.

La coordinación y seguimiento del Moves III corresponde al IDAE y en Cantabria el responsable de su gestión y de llevar a cabo la convocatoria es la Consejería de Industria.

Publicidad

Si has leído hasta aquí...

... te habrás dado cuenta de que no has tenido que pagar por leer esta noticia, como sí sucede en otros medios de Cantabria. ¿Y eso quiere decir que no necesitamos ayuda?. En absoluto: vuestro apoyo es más necesario que nunca. Porque en CANTABRIA PRESS creemos firmemente que ofrecer la información en abierto es la mejor fórmula para combatir, en estos tiempos confusos que corren., la desinformación.

Dejar Comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Lo último