23.5 C
Santander
sábado, julio 24, 2021

PASIÓN ROJA

Carmen Créspo

!Buena noche de viernes, viernes en el que La Selección Española de Fútbol se ha metido en la semifinal del Campeonato de Europa 2020!. Con un contrario conocedor de con quién se las jugaba y defendiendo el sitio como todo un gladiador.

Pero España, La Selección, los jugadores y todos los seguidores de la Furia Roja hemos creído en nuestro equipo y la selección lo ha dado todo en este partido y la tanda de penaltis ha salido a nuestro favor. Ha sido duro el encuentro, pero ¡hemos salido triunfadores!. ¡Gracias equipo! !Gracias Selección por hacernos vibrar de emoción!

Pero también quiero contarte una historia que estuve reflexionando la noche del miércoles después de disfrutar del buen partido que también jugó quién es mi equipo preferido: La Selección Española de Fútbol.

Y si no te gusta el fútbol, lo entiendo y lo siento pero te pediría, por favor, que te quedaras conmigo un ratito más.. Prometo ser lo más breve posible.

No sé si sabes que España metió 5 goles a Eslovaquia en un partido que fue el remate de los dos anteriores.. por cierto, muy bien jugados, pero sin ningún fruto y por supuesto muchas críticas.

Lo que me llevó a la primera reflexión de la noche.. que cuando los seres humanos nos esforzamos por hacer las cosas lo mejor posible, no se sabe el porqué pero las cosas salen y la buena suerte nos acompaña. En este caso concreto el primer gol muy trabajado por el equipo dio en el larguero.. sin embargo el portero contrario al querer despejar el balón a córner… para que la pelota no siguiera en el campo creando peligro.. lo metió en su propia portería.. cometiendo ese error humano clave que es la sal de la vida.

Si no cometieramos errores todo sería previsible al ser perfectos pero perderíamos ese brillo en los ojos que da el aprendizaje, ese ir perfeccionando y mejorando lo que hacemos y el cómo lo hacemos.

Superarnos a nosotros mismos, y a otros, ser cada vez mejores produce entusiasmo y satisfacción y es la mejor manera de enseñar a alguien, aprender nosotros y dirigir algo… un equipo, una empresa, un partido, un país, una nación, una comunidad, y así hasta el infinito.

A mí me empezó a gustar este deporte desde el Campeonato del Mundo, que por cierto, si no lo sabes, ¡ganamos!. La Selección Española de Fútbol se proclamó campeona del mundo en el año 2010. Y Te voy a contar un pequeño secreto ahora que estamos a solas: no hay cosa que me haría más feliz que vestir  el equipamiento de nuestros deportistas, con el que día a día nos hacen el paseíllo en el calentamiento, cuando juegan, o bajan y suben del autobús, porque siempre está ondeando nuestra bandera por el mundo.

No sé si te has fijado pero de Oro y Grana es nuestra camiseta cada vez que lidiamos un partido. Como nuestra bandera que de grana y oro es. Y en el pecho llevan bordado, el Escudo de España y la Primera Estrella de Campeones Mundiales… al ladito del corazón.

Como capotes de grana y oro son nuestros jugadores haciendo manoletinas en el ruedo del campo de fútbol.  Nuestro gran filósofo Ortega y Gasset había definido torear como: «hacer que no se desprecie nada en la embestida.., sino absorberla y gobernarla toda», así hacen nuestros jugadores.. ¡como hacía Manolete!: jugarse la suerte en cada minuto. Entregarse por completo a lidiar un partido y darle más importancia a la faena bien hecha que en machacar al rival, con un dominio dosificado del balón y ganando esos puntos que logran que perdure nuestra ilusión.

Hoy en día ya no se puede negar que la Selección ha marcado un antes y un después en la manera de entender la faena del fútbol.

Esa forma particular y novedosa que significó el tiki-taka puso a estudiar y a hacer los deberes a todos los equipos del mundo, si querían y si hoy en día quieren, ganar a España.. El tiki-taka es un concepto que define la forma de jugar de nuestra Roja y con la que ha ganado e impresionado al mundo entero.

Y nada más español!, decía Ortega, porque haciendo un paralelismo…

..”.Es un hecho de evidencia arrolladora que, durante generaciones, fue, tal vez, esa Fiesta la cosa que ha hecho más felices a mayor número de españoles (…) He hecho lo que era mi deber de intelectual español, decía, y que los demás no han cumplido: he pensado en serio sobre ella». Se refería, claro está, a la tauromaquia y hoy por hoy lo podemos extrapolar al deporte rey.

La Selección española de fútbol o la de Baloncesto o del deporte español que sea. Siempre son piña. Siempre unidos. Siempre con el mismo objetivo aunque los jugadores sean de diferentes provincias, equipos, o ideas políticas.

La palabra Selección nos une con nuestra individualidad en un bien común: la Impronta España con su fuego y con su furia apasionada  descubriendo nuevos mundos o descubriendo nuevas formas de hacer las cosas … e intentando hacerlas lo mejor posible con ese arte que llevamos dentro y que no se puede aguantar pero también aceptando, comprendiendo y reconociendo nuestros errores.

Después de la cúspide que significaron en la cultura española Lorca para la poesía, Picasso para la pintura, Manolete para la tauromaquia y Ortega y Gasset para la filosofía, no cabe duda de que tiene sentido que también forme parte de este elenco de significado la Selección Española.. para el deporte.

¡Que viva la Furia Roja! ¡Juntos Venceremos! !Sentirnos orgullosos de nuestro temple y de nuestra originalidad nos hace únicos! ¡Vamos España! ¡Vamos a ganar!

Publicidad

Si has leído hasta aquí...

... te habrás dado cuenta de que no has tenido que pagar por leer esta noticia, como sí sucede en otros medios de Cantabria. ¿Y eso quiere decir que no necesitamos ayuda?. En absoluto: vuestro apoyo es más necesario que nunca. Porque en CANTABRIA PRESS creemos firmemente que ofrecer la información en abierto es la mejor fórmula para combatir, en estos tiempos confusos que corren., la desinformación.

Dejar Comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Lo último