13.1 C
Santander
viernes, mayo 27, 2022

Para el ExJEMAD Alejandre, Marruecos es una amenaza «directa» para España y acabará en un conflicto armado

En un libro donde repasa su trayectoria, avisa del riesgo de hacer del Ejército "una gigantesta ONG" y "licuar" su verdadera misión

El ex Jefe de Estado Mayor de la Defensa (JEMAD) Fernando Alejandre cree que Marruecos representa una amenaza «directa» sobre España que acabará materializándose, primero mediante elementos híbridos a modo de «intifada» para ir transformándose poco a poco en un conflicto armado de carácter más convencional.

Así lo expone el que fuera jefe de la cúpula militar entre 2017 y 2020 –con los gobiernos de Mariano de Rajoy y de Pedro Sánchez– en un libro en el que explica su visión de la defensa de España y situación y necesidades de las Fuerzas Armadas, como mejora de sueldos, capacidades e inversión.

Destaca el papel de Marruecos y su creciente inversión en armamento y cree que esa amenaza se materializará «cuando llegue la hora». Será en primer lugar a través de elementos híbridos como los asaltos a la frontera que ya han vivido las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla y después ya como un conflicto armado más convencional.

Aunque no cree que esto vaya a tener lugar en el corto plazo, considera que es una amenaza «seria» que no debería permitir «un minuto de relajación» ni demora la preparación de la respuesta.

Hace repaso de su relación con la clase política, desde su falta de «química» con ambos presidentes del Gobierno a la buena relación con María Dolores de Cospedal como ministra de Defensa; y los continuos desacuerdos que vendrían después con su sucesora, Margarita Robles, que derivaron en su cese convirtiéndose en «el JEMAD de la oportunidad perdida», como él mismo se bautiza.

La misión de las Fuerzas Armadas debe ser defender la soberanía e independencia de España, su integridad territorial y el ordenamiento constitucional, todo desde un patriotismo y unos valores, algo que cree que está en peligro de quedar «licuada» en una transformación de las Fuerzas Armadas en una «superunidad de emergencias» o una «gigantesca ONG», el camino que cree que sigue con el actual Ministerio de Margarita Robles, al que reprocha estar preocupado por su imagen y de la de la ministra más que en explicar la verdadera labor militar.

El general Alejandre pone en duda las misiones que asumen los militares más propias de servicios de protección civil –tras actuaciones como la operación Balmis, el volcán de La Palma o la colaboración ante la borrasca Filomena– y llama a evitar el aumento de cometidos «originales o esotéricos» para que no se «desdibuje la profesión militar y se aproxime a la policial o a la de emergencias».

Con ello cuestiona también la propia existencia de la Unidad Militar de Emergencias (UME), «una ocurrencia innecesaria» para muchos militares en su creación en 2005, y avisa del peligro de los elogios que recibe, que llevan a sus miembros a creerse parte de una «élite» y sentir cierto «desapego» con el resto de las Fuerzas Armadas.

«Si no se valora lo que se hace y el esfuerzo que cuesta hacerlo, si todo el mundo quiere sentirse útil de forma inmediata, los miembros de las Fuerzas Armadas empezarán a rechazar su propia misión y a buscar la satisfacción en convertirse en una especie de superunidad militar de emergencias o en una organización no gubernamental de reparto de ayuda humanitaria por el mundo«, alerta.

BUENISMO Y PACIFISMO

Alejandre, denuncia una falta de percepción entre la ciudadanía de las amenazas a las que se puede enfrentar España –dentro de una sociedad «buenista y pacifista»–, pese a que a su juicio el país tendrá que formar parte a medio o largo plazo de algún conflicto armado.

El exJEMAD analiza esta situación desde la «falta de química» que cree que existe entre «una parte importante» del PSOE y las Fuerzas Armadas, y más aún de Unidas Podemos, cuya entrada en el Gobierno reconoce que le generó «preocupación».

Esto lleva a un «desapego antipatriótico» de los votantes de la izquierda y dificultad para asumir el esfuerzo que conlleva la defensa de España. «En nuestro país, el amor a la patria, el respeto por nuestros símbolos, la devolución por nuestras tradiciones es, lamentablemente, despreciada por una parte de la sociedad que, en su mayor parte, ocupa la parte izquierda del espectro político«, incide lamentando que se tilde de «peligroso o fascista» a quien «ama la bandera, la patria» o está orgulloso de la historia de España.

Toda esta serie de desencuentros acabaron con su cese el mismo día que Robles juró su cargo ante el Rey tras la repetición electoral, aunque lamenta que ni siquiera ese paso fuera transparente, ya que la aprobación por parte del Consejo de Ministros le pilló en una reunión de la OTAN a la que la propia ministra le había dicho que podía ir tranquilamente.

Publicidad

Si has leído hasta aquí...

... te habrás dado cuenta de que no has tenido que pagar por leer esta noticia, como sí sucede en otros medios de Cantabria. ¿Y eso quiere decir que no necesitamos ayuda?. En absoluto: vuestro apoyo es más necesario que nunca. Porque en CANTABRIA PRESS creemos firmemente que ofrecer la información en abierto es la mejor fórmula para combatir, en estos tiempos confusos que corren., la desinformación.

Dejar Comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Lo último

Ads Blocker Image Powered by Code Help Pro

Permite que se te muestren anuncios en nuestra web.

Parece que estás usando un bloqueador de anuncios. Dependemos de la publicidad para financiar nuestro medio.